Lo que no sabías de la gestión de los conflictos con clientes - Ire Martín - Emotional business
responsabilidad inconsciente autoridad jefe creencias

Lo que no sabías de la gestión de los conflictos con clientes

Parece un noviazgo.

Empieza muy bien, muy idílico, parece que estáis hechos el uno para el otro, pero hay veces en que la cosa se tuerce.

Puede ser que se termine la relación laboral, puede ser que se interrumpa la relación laboral por alguna de las dos partes o que se convierta en una relación tóxica.

Hace unas semanas en stories os contaba una de las formas en las que tener una relación sana con tus clientes y que, a la vez, les empodere: solo haciéndote cargo del 50% de tu responsabilidad.

En toda relación hay 2 partes y tú tienes que hacerte cargo de tu 50%. En ese 50% puedes dar un 4000% pero sin pasar el límite. Dar alas consiste en dejar volar, hacer y equivocarse, y eso implica no proyectar nuestras expectativas personales con ellos en ellos. Esto es responsabilidad energética básica.

Pero es que además hay otra cosa.

No sé si os ha pasado que a veces alguien es súper importante en vuestra vida laboral, es un ídolo total pero llega un momento en que empezáis como a cogerle manía, ¿te ha pasado?

Hoy quiero hablar justo de esto porque nos pasa y a vuestros clientes/audiencia les puede pasar con nosotros.

Pero antes quiero que sepas algo: el inconsciente no diferencia entre familia, trabajo, amigos o pareja. Para él, todo es lo mismo.

Y tiene mucho sentido si te paras a analizar tus relaciones laborales y familiares. Estoy segura de que encuentras muchas similitudes emocionalmente y de comportamiento.

Es algo que estoy trabajando estas semanas en la última edición de Out of the box (que te aviso de que puede que abra otra muy pronto. Puedes apuntarte aquí para que te lo cuente).

LA GESTIÓN DE LA AUTORIDAD

Esa caída del mito ocurre por revivir la caída de una figura de autoridad para nosotros, igual que nos ocurre en la infancia/adolescencia con nuestros padres.

Se crea una especia de resentimiento y de rechazo como mecanismo de protección ante la negación de que nuestros padres son humanos y erran, al igual que ocurre con otras figuras de autoridad a lo largo de nuestra vida.

También depende de nuestro mapa mental y de lo que para nosotros sean figuras de autoridad. Por ejemplo si has tenido un padre muy autoritario o con el que no tenías buena relación/comunicación, es muy probable que te encuentres una relación parecida con tu jefe.

Pero además, si emprendes y mentalmente tienes a tus clientes como tus jefes en sentido de autoridad, puede ocurrirte lo mismo.

Ya sabéis que no me gusta generalizar porque cada caso es un mundo, pero con estos ejemplos ya puedes ver por dónde van los tiros.

A veces son relaciones no resueltas con hermanos, tíos, abuelos, padres, cualquier miembro de la familia que para nosotros tenga importancia y con el que haya algún conflicto, aunque normalmente siempre todo reside en nuestros padres.

Para el inconsciente no hay diferencia entre un y otro ambiente emocional, por tanto si nos duele menos, inconscientemente, resolver un conflicto laboral que uno personal y familiar, la vida nos proyectará ese patrón de conflicto personal a alguna situación laboral y diremos… “Otra vez, no me jodas fastidies”.

Pues sí, querida, pero es una oportunidad BRUTAL.

CLIENTES, CREENCIAS E INFANCIA

Las creencias empiezan a crear tejidos neuronales en nuestra infancia y es donde se instalan. En esa época nuestro mundo es nuestra familia, por tanto siempre van a estar relacionado con ellos (a veces por exceso o por defecto/ausencia de ellos) nuestros conflictos emocionales en la edad adulta.

Según tengamos esos conflictos de “abiertos” y sin resolver proyectaremos esos conflictos en cómo nos comportaremos con las personas con las que trabajamos, toleraremos los cambios, viviremos nuestra relación con la autoexigencia y la exigencia ajena, etc.

Te pongo más ejemplos.

Si has tenido una madre sobreprotectora, tal vez hayas heredado ese patrón y actúes sobreprotegiendo a tus clientes e intentando complacerles en exceso. O si es conflicto tras conflicto y parece que tu madre te quiera hacer la vida imposible, observa en qué se refleja eso en tu negocio.

Si has tenido un padre ausente (literal o emocionalmente), tal vez busques llenar o compensar esa parte con tus relaciones laborales o inconscientemente solo trabajes con mujeres porque es la zona cómoda al estar esa energía masculina menos instalada.

¿Y qué pasa si somos adoptados? Los padres, por ejemplo, pueden ser biológicos y emocionales. De hecho hay personas que han sido criadas por otros miembros de la familia aunque sus padres estuvieran con ellos y emocionalmente las figuras paternales se dibujan en otras personas. Lo importante es cómo lo sientas tú.

Todos los conflictos que tenemos tienen una intención constructiva y nadie nos hace “nada” y mucho menos adrede, quiero que quede esto CLARÍSIMO. Esas personas solo son una proyección de lo que nosotros tenemos dentro. Observarlo desde esa neutralidad te ayudará a eliminar juicios personales y a conectar con la gestión constructiva del conflicto y de la conciencia.

Hay infinidad de interpretaciones y todas dependen de las personas, sus mapas mentales/emocionales y su historia de vida.


Me encantará que me cuentes si leyendo todo esto has visto esos paralelismos.

OBJETIVOS Y DECLARACIÓN DE INTENCIONES

Yo este año, he duplicado, de forma inesperada, mi objetivo de facturación anual en marzo. Imaginaos lo que ha supuesto para mí algo así quedando tantos meses por delante. Su cara dulce y su cara amarga, porque también la ha tenido en mi caso y sabes que me gusta ser honesta contigo siempre.

Se ha debido, entre otras cosas, por un exceso de responsabilidad mal entendida que arrastro y trabajo desde la infancia, por eso me escucharás todo el rato repetir mi mantra, que te comentaba, del 50%.

Estoy preparando algo importante para mí que llevo queriendo sacar desde el año pasado, y es la segunda parte de mi libro y esta vez en papel y tal vez antes de verano haya alguna sorpresa en este sentido para mi libro digital Sin miedo eres más sexy: #EmprenderSinSufrir.

En el nuevo libro que saque quiero contaros todo el proceso emocional y también estratégico de pasar de facturar 3000€ al año a facturar más de 100.000€ al año.

Para mí y mi misión es importante compartir y transmitir este contenido para ayudar a la transformación emocional y económica del mayor número de personas posibles.

Todo esto siendo coherente con mi prioridad número 1 que es estar sana y fuerte a todos los niveles para poder llevarlo a cabo, algo que se nos olvida mucho (si es tu caso, amigui, echa el freno y recuerda lo importante).

En estos meses antes de que salga a la venta (que no tiene fecha aún en realidad) quiero recorrerme internet entero llegando a todos los rincones donde mi experiencia y método puedan ayudar a crecer en todos los aspectos de la vida.

Transmitir mi mensaje me da vida, fuerza y dirección y debo reconocer que he estado todos estos años muy frenada en hacerme más visible precisamente por cosas relacionadas con las que te cuento en este post, así que a mi ritmo pero sin frenar la difusión de algo que literalmente (y mira que odio la siguiente expresión, pero es que es real) le ha cambiado la vida a tantas personas.

Ayúdame a difundir este mensaje. Si tienes un evento offline u online, si quieres que aporte un bonus en tu formación premium, hacerme una entrevista para tu comunidad u otro tipo de colaboración, estoy abriendo agenda para lo que queda del año y quiero llegar a todos los rincones donde resuene este mensaje. Puedes escribirme a dime@soyiremartin.com o contarme por MD en Instagram.

Y si antes de que salga la segunda parte de mi libro, quieres leerte la primera, tienes un código con un 10% de descuento con el cupón SEXYSUMMER10. Puedes comprarlo aquí.

¿Qué te ha parecido este post? ¿Te ha gustado? ¿Te ha aportado alguna perspectiva nueva? Cuéntamelo en comentarios y démosle al pico.

Banda sonora del post: Problemas – Zentricc


Suscríbete y únete a recibir inspiración 
y contenido para emprendedores no convencionales

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.