Porqué puse el cartel «cerrado por vacaciones»

¿Se puede ganar dinero estando de vacaciones? Os voy a contar mi caso y os adelanto que la respuesta es ¡sí!

No avisé, ni siquiera dije cuando volvía. Prácticamente me marqué un «pa’ decir con Dios, a los dos nos sobran los motivos» (Joaquín Sabina, dixit), pero no fue exactamente así.

A todos los emprendedores con empresas unipersonales nos ocurre, somos nuestra propia fuente de creación y gestión de ingresos, por lo que en cuanto la vida personal nos impide seguir el ritmo que llevábamos por causas de fuerza mayor nos da el apechusque y nos bloqueamos. Empiezan las luchas internas donde está clara la prioridad pero el coste de prioridad es alto. En ese preciso instante, aparezco yo con estos amigos para decirte: INTERVENCIÓN.

Y sí, efectivamente, esta fue el principio la verdadera razón por la que puse el cerrado por vacaciones. Un cúmulo de catastróficas desdichas se sumieron sobre mi familia y aunque lo luché unos cuantos días para compaginarlo con la empresa, me quité el disfraz de súper heroína de DC y puse el cerrado por vacaciones en las redes sociales, aunque seguí ocupándome de cosas off the record.

Y, ¿qué consecuencias trajo esto? Que fue una acción unida a una grandísima decisión que quiero compartir contigo para ayudarte a que disfrutes de vacaciones y tiempo libre cuando te surja la oportunidad y además tengas margen de maniobra ante imprivestos; pero disfrutar y desconectar DE VERDAD, nada de apariencia de vacaciones con un ojo abierto mirando el correo y redes sociales, que nos conocemos.
Lo primero es confesarte, querísima géminis, que tengo una muy buena noticia: el rollo del sacrificio y tener que elegir ES MENTIRA

 

Si pensabas esto en algún grado, solo te pasan 2 cosas: culpa y falta de planificación empresarial.

Con todos mis respetos, pero el rollito del miedo y la culpa que tenemos instalado en la psyque por la educación y el ámbito sociocultural que respiramos, hay que actualizarlo right now. Viene de la creencia de que no se puede tener todo (que yo confieso que aparece de vez en cuando en mi vida para darme un sartenazo en la cabeza) por todo el historial de premiar la sangre, sudor y lágrimas; por eso veremos a nuestro alrededor otros emprendedores con la misma cantinela. Pero queridos míos, hay vías que te facilitarán la vida al alcance de tu mano, y quiero que os unáis al club de emprender sin sufrir, y para ello lo primero es desmontar 5 creencias empresariales, tralará:

1. NO PUEDO HACER OTRA COSA: la esclavitud está abolida desde hace unos cuantos meses, CREO, y si encima «tu sueño» te ha terminado encarcelando, tenemos que hablar seriamente porque huele a autosabotaje legendario. Siempre se puede decidir, SIEMPRE. Si la inercia te ha llevado a un estado en el que te sientes atrapado, razón de más para echar el freno, mirar atrás, analizar y reestablecer estrategia.

Propuesta salvavidas: Si tu vida es caótica (como la mía), y por supuesto que tu espíritu emprendedor no se va a morir, vamos a buscar una fórmula en la que podamos automatizar todo eso que no podemos hacer si no estamos “operativos”. Por ejemplo programar post, publicaciones en redes sociales, promociones, cursos, etc. Solo necesitas planificarte y encontrar tu método.

 

2. VOY A DEJAR DE TENER INGRESOS: no sé si existe algún caso en el que esto sea tal cuál así, si lo encuentras, cuéntame en comentarios porque seré la primera sorprendida.

Propuesta salvavidas: Depende del modelo de negocio que tengas, es muy problable, es más me atrevería a decir que es seguro al 100% que tu negocio pueda tener algunos mecanismos automáticos para seguir atendiendo a tus clientes y por tanto generando ingresos. Os pondré un ejemplo sencillo para que lo podáis extrapolar a vuestra empresa. Si yo tengo un kiosko de prensa, por ejemplo, y desaparezco durante el mes de agosto, pero a cambio pongo una máquina expendedora de prensa esos días en la cuál un repartidor reponga cada día y halla un teléfono para averías del propio proveedor, ¿estoy perdiendo dinero? ¿Y si intento hacer otro tipo de servicio que supla esa necesidad? A veces, nos cerramos a un tipo de servicio y eso nos impide crecer tanto personalmente (porque acabamos calvos y desquiciados de los nervios), como profesionalmente porque nos empeñamos en que las cosas tienen que ser así sí o sí.

 

3. SÍNDROME DEL BOMBERO TORERO: ser apagafuegos profesional e ir gestionando tu empresa a golpe de urgencias. Esto hará que tu tiempo se reduzca porque vivas en reacción, es decir, de forma pasiva y tengan la sartén por el mango los demandantes de esas urgencias.

Propuesta salvavidas: Tú eres el CEO de tu empresa y por tanto debes comportante como tal. Apunta en tu agenda SÍ O SÍ un día para desarrollo de tu negocio donde planifiques, desarrolles, escribas publicaciones y dejes todo listo para seguir caminando y creciendo. Si no haces esto, el desarrollo de tu negocio solo se realizará en los huecos y con un tiempo de una calidad medriocre no, lo anterior! (estoy preparando una guía gratuita para suscriptores con herramientas de marketing y ventas en las que incluyo un calendario de actuación para controlar esto. Si no estás suscrito aún, corre al cuadratín amarillo – abajo si estás en tu móvil o a la derecha si estás en un ordenador).

4. AMERICAN DREAM por desarrollar: otro de mis grandes fuck up empresariales. Mi fucking cabeza va a mil y piensa ideas, subnegocios, guías, soluciones creativas, diseños, promos, eventos, iniciativas, etc, etc, etc. ¿Adivináis? Sí, todo POR DESARROLLAR, por lo tanto el nivel de frustración al quitarme la capa de heroína de DC y ponerme las zapatillas de andar por casa y ver que no me daba la vida para hacer nada de nada, era grande.

Propuesta salvavidas: ¿Cómo luche contra esto? Tras llorar a moco tendido cual colegiada recién rechazada por Justin Bieber, acepté mi humanidad, la abracé y le dije “tranquila, nena, que solo es cuestión de medirnos los tiempo”. Así que me hice una de mis famosas listas de objetivos y los empecé a ordenar en corto, medio y largo plazo por orden de prioridad y tiempo requerido para completar la misión.

5. SI NO SIGO ACTUALIZANDO EN REDES SOCIALES SE OLVIDARÁN DE MÍ: meeec, ¡error! Y he querido hacer este experimento para experimentarlo en mi propia piel y demostrártelo. Ya sabes que soy una socialholic y me gusta más una publicación social que a un tonto un lápiz. He estado un mes entero, con sus 30 días y sus 30 noches, sin publicar en mis redes sociales empresariales. ¿Resultado? A la vuelta la implicación ha sido la misma o mayor. Si desapareces 5 años, puede que la gente priorice su memoria para otras cosas, pero un periodo vacacional constructivo no hace que lo tuyo con tu audiencia sea más fugaz que un rollito de una noche.

Propuesta salvavidas: Publicamos todos los días en alguna red social, pero ¿eso sigue alguna estrategia detrás o simplemente «porque hay que estar y sino no eres nadie»? Mi consejo es que te dejes de hacer caso al refranero popular 2.0 y medites un poco lo que publicas, esto hará que tus energías estén enfocadas hacia el mismo lugar y los resultados de tus ventas noten una mejora considerable. Si tienes una buena estrategia de comunicación, solo hay que tomar las decisiones de forma previsora y con una estrategia detrás, para que SIEMPRE tengas el control sobre los procesos que ocurren en tu empresa. Publica única y exclusivamente si hay detrás una estrategia y objetivos cuantificables y medibles, sino estarás tirando tu tiempo, energía y talento en algo muy poco provechoso. Si nos pasamos la vida improvisando, nuestros resultados también lo harán, y lo que debe movernos, queridísimo géminis es la libertad empresarial.

En resumen, tu empresa no puede depender mayoritariamente del rato que le dediques en frente. Necesitas vivir y tu empresa la primera que necesita que lo hagas. Si cogemos la inercia de abandonar nuestros «tiempos sagrados» transformaremos un posible negocio viable en un suicidio inviable, así que suelta las pastillas y repiremos juntos.

Haciendo etos cambios seguirás generando ingresos, seguirás manteniendo tu imagen y tu fuerza empresarial, y para ello vamos a impementar el método que convertirá sacrificio en oporturidad.

Estas son 5 de las muchas grandes mentiras sobre coger vacaciones y “abandonar” momentáneamente tu negocio. Pero esto no queda aquí, quiero compartir contigo mi objetivo para el nuevo curso, y como te comentaba al principio del post. Mil y una veces he clamado al cielo pidiendo una mini yo para sacarme las castañas del fuego que yo no podía ni echar porque no me daba tiempo.

Me estaba dando cuenta de que había cosas que me estaban esclavizando y que había que arrancar como una tirita la palabra sacrificio del diccionario de mi empresa, porque como la tirita, solo estaba tapando una herida.

Así que este mes le he dedicado a implementar procesos para comenzar a automatizar mi empresa. Mis 2 objetivos de desarrollo de negocio este curso son trasladar toda la empresa a la nube para que pueda hacer todo lo que tenga que hacer sin tener mi ordenador enfrente y automatizar al máximo para ser consciente de dónde he de enfocar y poner las energías y que la libertad empresarial cada vez sea mayor temporal y económicamente. ¿Te apuntas al reto?

 

31 DÍAS PRODUCTIVOS

Te propongo una tarea para este mes para comenzar a desgranar tareas y poder automatizarlas en un futuro a corto plazo. Haz una lista con 2 columnas, en una escribe todas las tareas de tu empresa que relaciones con la palabra SACRIFICIO y en la otra busca una forma para transformar ese aparente sacrificio en una decisión y un upgrade de tu negocio, cada propuesta que encuentres para resolver o disminuir ese problema/sacrificio te hará sentirte más seguro y eso se verá reflejado en tus resultados, creéme. Es una oportunidad de cambiar el chip, de tomar el control de tu empresa y transformar todo lo que ves como problemas en soluciones viables y aplicables desde YA.

Si te ha servido de utilidad este post, puedes compartirlo con otros emprendedores que sepas que están en la misma situación que tú, ya sabes que #EmprenderEsCompartir.

Deja en comentarios cuál es el primer «sacrificio» que quieres eliminar de tu manifiesto empresarial y vamos a ponerle solución juntos.

No olvides suscribirte al blog y al canal de youtube para no perderte mis recursos gratuitos y premium para emprendedores.

¡¡Gracias por leerme y automatiza, my friend!!

COMPÁRTELO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Posts relacionados

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicado. Los campos obligatorios están marcados como *



Curso online gratis

Cómo desbloquear lo que está frenando tu empresa y tu vida

Un bloqueo emocional ha tomado las riendas de tus decisiones y sabes que es el momento de decir basta y dar una vuelta más. Accede a mi audiocurso y descubre las claves para comenzar a hacerlo.

Las personas como tú visitaron…

Vivo fuera de la zona de confort, tal vez por eso pocas veces me verás en tacones.

¡Pero hablemos de ti!

Elige el tema que te interesa leer o escuchar y déjame un comentario cuando lo hagas para saber qué contenidos te gustan más.

Si eres nuevo por aquí, debes saber que soy escritora, publicista especializada en psicología del consumidor y diplomada en Bioneuroemoción®. Tengo tendencia a lo políticamente incorrecto, escribir sin filtro y ahuyentar el postureo, por lo demás no tienes nada que temer. Esta es tu casa, puedes pasearte descalzo.